casa más luminosa

Cómo conseguir una casa más luminosa

La luz natural es fundamental para lograr el bienestar en nuestra vivienda. Con ella no sólo entra una fuente de iluminación natural en el interior de nuestra propiedad, sino que recibimos el calor del exterior en el invierno; nos mejora el ánimo cuando más falta nos hace, y se activan las vitaminas de nuestra piel.

Aunque en verano basta con salir a la calle para beneficiarnos de todo ello, con la llegada del otoño y del invierno notamos esta falta de horas de luz; por lo que es conveniente que propiciemos la entrada de luz natural al interior de todas las estancias de nuestra vivienda.

Con este gesto, además, bajaremos considerablemente nuestro consumo eléctrico y, por extensión, nuestra factura de la luz. Una cuestión más que interesante teniendo en cuenta que el precio de cada kilovatio es cada vez más caro. Especialmente cuando llegan los meses fríos.

En Tacema somos especialistas en facilitar el acceso de la luz al interior de las viviendas, de ahí que hayamos redactado este artículo con el que queremos ayudarte a conseguir una casa más luminosa.

Cómo conseguir una casa más luminosa

Para conseguir una casa más luminosa es fundamental sacarle el máximo partido a la luz que llega a nuestra vivienda. Las claves para conseguirlo son las siguientes:

  1. Ventanales grandes en todos los puntos exteriores. Cuanto mayor sea el tamaño de tus ventanas más luz entrada en el interior de las mismas y menos tendrás que encender la luz durante el día. Aunque hoy día las viviendas suelen tener un gran número de grandes ventanas, muchos pisos y casas antiguas tienen carencias en este sentido. Por eso es bueno someterlas a una pequeña reforma que corrija esta particularidad.
  2. Apuesta por el color blanco para tu decoración interior. Con este gesto conseguirás que la luz rebote en todas las esquinas de la habitación. Se trata de un color que genera una sensación de amplitud muy agradable y con el que tendrás la sensación de que la habitación está perfectamente iluminada. En caso de que esta apuesta no te convenza lo ideal es que la combines con maderas de color claro, rompiendo así la monotonía de este tono.casa más luminosa
  3. Coloca espejos de gran tamaño para que el reflejo de las paredes en su superficie haga que parezca que desaparecen los límites espaciales, ganando sensación de amplitud en el interior de tu casa. Además, cuando la luz llegue a ellos la reflejarán repartiéndola por todos los rincones, por lo que conseguirás sacarle un mayor partido. Eso sí, te recomendamos que antes de colocarlos los pruebes en distintos emplazamientos para lograr sacarles el máximo partido allá donde se encuentren.
  4. Paredes de vidrio para permitir la entrada de luz hasta el último rincón de tu vivienda. Si la distribución de tu vivienda impide la entrada de luz en algunas estancias, tira los tabiques intermedios y coloca paredes de vidrio. Con ello conseguirás darle forma a las distintas estancias pero dejando que la luz natural se cuele por su interior. Además, la forma en que la luz se distribuye provoca una sensación luminosa muy elegantes, similar a la de los días donde el cielo está nublado. Una variante de este recurso son los ladrillos de pavés con los que se logran efectos muy creativos que dan a tu casa un aire peculiar.

 

En cualquier caso, si no tienes muy claro sobre cómo conseguir una casa luminosa, en Tacema podemos ayudarte. Para ello basta que nos vengas a visitar y nos cuentes lo que quieres conseguir. Nosotros te diseñaremos un proyecto a medida con el que tu vivienda podrá beneficiarse de una mayor entrada de luz. Recuerda que este gesto es una inversión que amortizarás rápidamente en pocos meses.


 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.